El ambiente navideño, toda una experiencia para nuestros sentidos
  • Imatge Consulting

El ambiente navideño, toda una experiencia para nuestros sentidos


Cuantas veces no hemos recordado esas navidades y fiestas de fin de año con los abuelos, los tíos, primos, hermanos y hasta amigos, esos recuerdos de cuando éramos niños y en lo primero que pensamos es en el aroma de la casa mientras la abuela cocina ese rico pavo relleno, el olor a pino y a ponche, el sonido de los villancicos en el trasfondo, las risas, la hermosa mesa puesta con un arreglo navideño que ha sido pasado de generación en generación así como una hermosa tradición y que nos deja una experiencia que queremos repetir año con año.

A este tipo de experiencias ahora se les llama interiorismo experiencial, esto significa que todo lo que nos rodea dentro de una casa, restaurante o simplemente un espacio nos va a dejar una experiencia en la cual explotaremos nuestros cinco sentidos dependiendo el caso dejándonos un recuerdo o una sensación.

Ahora querrás saber por qué te comento esto…

Así como las tradiciones van pasando de generación en generación, ahora a mi me toca poner un granito de arena en esta época decembrina. Si bien cada día rememoro con gran amor esta época pues me recuerda mucho a mi lindita es decir a mi querida abuela paterna, pues ella ponía la mejor mesa de navidad llena de adornos en colores oro, rojo y verde, el centro de mesa bordado con una noche buena y el olor a su deliciosa comida yucateca navideña y no se diga del hermoso y gran árbol de navidad.

Pues bien, creo que a todos nos gusta tener este tipo de experiencias, así que hoy quiero darte algunas recomendaciones para que estas fechas sean recordadas año con año volviéndose una experiencia inolvidable.

Antes que nada me gustaría mencionar que los colores mas representativos de la navidad son el rojo que simboliza al amor, la pasión y la sangre; el verde que es un color de introspección y de calma, simboliza la vida, la naturaleza, la paz y la eternidad; el dorado y amarillo, están relacionados con la riqueza, abundancia y prosperidad; el blanco y plateado representan la inocencia y la magia de estas fechas, son luz, alegría, pureza y gloria; el azul representa al invierno y es utilizado como protección y transmite seguridad, honor y lealtad.

Ya sabiendo esto viste tu casa con estos colores tradicionales dándoles tus propios toques, por ejemplo, decorando las velas o las piñas navideñas, colocando un arreglo central en la mesa combinando este mismo con los platos (ahora es mas fácil pues en muchos lugares encuentras estos con diseños y colores navideños), coloca algunas flores de pascua para que impregnen la casa con su olor, así como el tradicional árbol de navidad que puedes decorar con esferas y moños con los mismos toques creando así una armonía de color.

No podemos olvídanos de la comida, que para mí es el punto focal de cada fiesta navideña, así que opta por cocinar la tradicional, pero dale tu toque, busca nuevas recetas y revoluciona la comida navideña, impregna tu casa con el olor de un delicioso ponche de frutas o de galletas de jengibre, crea un maridaje entre el vino y la comida para crear nuevas experiencias de sabor.

Crea una playlist con las canciones tradicionales de esta época, incluyendo las que más te gusten y te recuerden las mejores navidades, esas que con solo escucharlas te remontan a tu infancia o a la mejor navidad que has tenido.
El conjunto de todo esto creará una armonía en ti y en tus invitados, llevándolos a vivir no sólo una nueva experiencia sino regresar a ese momento de unión, amor y felicidad que todos hemos tenido en esta época.

Recuerda que la fiesta decembrina está llena de fe, amor, esperanza comprensión, alegría, colores y armonía, es momento para unir a los que más queremos y para empezar un nuevo año juntos creando nuevas experiencias y tradiciones.



Mariana Sánchez Aguayo

DG y Consultora en Imagen

55 vistas
icono-whats.png